"Me pusieron a la venta en internet porque soy musulmana"

sdfgse

Geeta P. BBC https://bbc.in/3r5XEln

El tuit la llevó a "Sulli Deals", una aplicación y sitio web que presentaba fotografías de mujeres disponibles públicamente y creados perfiles, describiendo a las mujeres como "ofertas del día".

"Me pusieron a la venta en internet porque soy musulmana"

Decenas de mujeres musulmanas en India descubrieron recientemente que las habían puesto a la venta en internet.

Hana Khan, una piloto comercial cuyo nombre estaba en la lista, le dijo a la BBC que un amigo la alertó enviándole un tweet.

El tuit la llevó a "Sulli Deals", una aplicación y sitio web que presentaba fotografías de mujeres disponibles públicamente y creados perfiles, describiendo a las mujeres como "ofertas del día".

La página de inicio de la aplicación tenía una foto de una mujer desconocida.

En las dos páginas siguientes, Khan vio fotos de sus amigas. En la página siguiente se vio a sí misma.

"Conté 83 nombres. Podría haber más", le dijo a la BBC. "Habían tomado mi foto de Twitter y tenía mi nombre de usuario. Esta aplicación estuvo funcionando durante 20 días y ni siquiera lo sabíamos. Me dio escalofríos".

La aplicación pretendía ofrecer a los usuarios la oportunidad de comprar un "Sulli", un término de jerga despectivo utilizado por los trolls hindúes de derecha para referirse a las mujeres musulmanas.

No hubo una subasta real de ningún tipo: el propósito de la aplicación era solo degradar y humillar.

Khan indicó que había sido atacada por su religión. "Soy una mujer musulmana que es vista y escuchada", dijo. "Y quieren silenciarnos".

GitHub, la plataforma web que aloja la aplicación de código abierto, la cerró rápidamente después de las quejas.

"Suspendimos las cuentas de los usuarios después de la investigación de los informes de dicha actividad, todos los cuales violan nuestras políticas", declaró la compañía en un comunicado.

Pero la experiencia ha afectado a las mujeres. Las que aparecieron en la aplicación eran todas musulmanas que tienen medios para expresarse, incluidas periodistas, activistas, artistas e investigadoras.

Desde entonces, algunas eliminaron sus cuentas de redes sociales y muchas otras dijeron que tenían miedo de un mayor acoso.

"No importa lo fuerte que seas, pero si tu foto y otra información personal se hacen públicas, te asusta, te molesta", le dijo otra mujer al servicio hindi de la BBC.

Pero varias de las mujeres cuyos detalles se compartieron en la aplicación recurrieron a las redes sociales para desafiar a los "pervertidos" y prometieron pelear.

Unas 10 de ellas formaron un grupo de WhatsApp para buscar y ofrecer apoyo y otras, incluida Khan, presentaron denuncias a la policía.

"Me pusieron a la venta en internet porque soy musulmana"